viernes, 26 de diciembre de 2008

Final de la escapada

Estoy de vuelta. Se acabó este inesperado descanso que hasta a mí me ha pillado desprevenida. Cuando me fui reinaba el optimismo y ahora encuentro al mundo camino de la depresión. Es este un momento perfectamente justificado para la constante razón que siempre ha guiado este blog: intentar explicar el destino de la humanidad. Y a ello me dispongo sin descanso.

Algunos se preguntarán que he estado haciendo estos meses... Pienso que nada de particular, sólo he recuperado viejas costumbres que tenía bastante abandonadas: comer, beber, amar... Vamos, lo normal.

Les dejo una adivinanza para ir abriendo boca. Tienen que adivinar dónde he pasado unos días este verano. Les doy dos pistas:

1. Es una ciudad española.

2. Este es uno de sus monumentos más emblemáticos.

 

Technorati tags:

15 comentarios:

Ajenjo dijo...

Aver. Eso mas que un monumento es una barraca de construcción. Asociando libremente, una obra en perpetua construcción, emblema y monumento quizá, es La Sagrada Familia ¿anduviste por Barcelona?

Tanhäuser dijo...

¿Es Madrid? Lo digo por las obras del faraón Gallardón.

Piel de letras dijo...

Voto por Barcelona
;-)

Francisco Machuca dijo...

Difícil lo pones,sin referencias al exterior,pero lo importante es que has vuelto,mi querida Lucía.
Como todo el país está en obras interminables yo voto por mi ciudad;¿La Sagrada Familia?

Besos y un fuerte abrazo y felíz fin de año y próspero el que viene.

botón dijo...

Oye, que muy bien aprovechado el tiempo si has recuperado esas tres sanísimas costumbres
;)

Y... sí... también me inclino por Barcelona como solución.

beso!

Noemí Pastor dijo...

Pues me resulta familiar, pero no caigo, no caigo..

Elena dijo...

Yo también he pensado en la Sagrada Familia (¡antes de leer los demás comentarios, eh!):-)

Bueno, espero que ya estés recuperada y con ganas de bloggear un rato.

Un saludo

Esti dijo...

Supongo que has estado en Madrid... por lo que dicen...

Qué bueno recuperar actividades tan sanas... espero que sean compatibles con tu vuelta al blog :)

Alberto López Cordero dijo...

Hola Lucía. Espero que la vuelta a la rutina sea lo más llevadera posible, aunque en estas fechas nada es normal y todos anadamos entre un acelerado y una cara de felicidad Navideña artificial que asusta. Ya que estoy aquí quiero al menos desearte que el próximo año que empieza ya mismito sea un poquito mejor para todos y por fin se vislumbre algo de optimismo en el horizonte. Besos.

Nyo dijo...

Mucho tiempo, es mi deseo para tod@s.
Feliz Navidad


Pd: Yo creo que no te has mobido de tu casa, castellana ;-)

Isaac González Toribio dijo...

Me alegro de tu regreso, Lucía. Y sobre la ciudad... ni idea, la verdad. espero que pronto nos resuelvas la adivinanza. besos y muy feliz 2009

Salamandra dijo...

Creo que el mismo 26 y a pesar de mi lesión fui el primero en poner Barcelona. Posiblemente el perro de blogger se comió mi comentario.

Lo que me temo es que con la obra sin terminar ya le están sacando rendimiento, lo que hace pensar que no la terminen nunca.

botón dijo...

Que el 2009 sea contigo espléndido en satisfacciones, bella.

Un abrazo grande

Lucía dijo...

Anodada me tenéis con vuestras dotes de deducción. Efectiamente es la Sagrada Familia, una preciosidad de monumento, aunque también fue muy interesante y divertido ver todas las herramientas y materiales que están utlizando para su construcción. Casi hice tantas fotos de todos esos cachibaches como del monumento en sí.
Besos.

cacho de pan dijo...

yo no hubiera dudado...La interminable Sagrada Familia...
vivo en la ciudad y lamento no me hayas dicho que venías para tomar un café por aquí

me alegra tu inesperado regreso
bienvenida