lunes, 8 de junio de 2009

Diálogos de celuloide

NORA: ¿En qué está pensando?

FRANK: Tenía usted razón, cuando la cabeza dice una cosa y toda tu vida dice otra, la cabeza siempre pierde.

Cayo Largo. John Huston, 1948.

 

Dedicado a Alfredo, por todos los sacrificios que hace por nosotros.

 

Technorati tags: , , ,

11 comentarios:

39escalones dijo...

Me tienes dando saltos cual perrillo faldero y aplaudiendo cual foca con pelotón de goma sobre la nariz, o sea, encantado. Con el diálogo, la película, la pareja que has elegido, y con esa peazo de frase, qué gran verdad...
Ciertos sacrificios merecen la pena, de verdad.
Abrazos.

Lucía dijo...

¡Si ya te lo decía yo Alfredo, que un poco de paciencia y todo tiene su recompensa!

Un abrazo.

Tesa dijo...

Pues comparto con "39" el placer de recordar esta maravillosa película. Y pregunto: ¿por qué ahora es más difícil escuchar en el cine diálogos como estos?

Espero que lo estés pasando de cine.

Besos, Lucía

Salamandra dijo...

A veces desgraciadamente, y otras afortunadamente, la cabeza suele perder.

samuel felip dijo...

qué maravilla esta red que nos da la oportunidad de compartir tantas cosas buenas, alegres, interesantes... Alfredo, Lucía, Tesa, qué suerte que exista internet, regalais tantas cosas... ¡y qué diálogo! Un abrazo, y qué grande es el cine!.

Noemí Pastor dijo...

Es una tragedia eso de la que la vida vaya por un lado y la cabeza, por otro.
Es como eso de que si no vives como piensas, acabarás pensando como vives.
Besos.

Elvira dijo...

¡Genial! Saludos

Fernando dijo...

Genial, Lucía. El post y la dedicatoria.
Yo creo que la cabeza siempre pierde, sea contra toda una vida o contra otros contrincantes de igual envergadura.
Un beso.

Dante B. dijo...

me uno al homenaje
Alfredo, como Maradona, es dios.

MK dijo...

¿Y si cambiamos "vida" por "corazón"?.
La cabeza debería seguir perdiendo...pero a veces .

LEO MARES dijo...

gran pareja :-) un saludo