martes, 19 de febrero de 2008

Básico

Charlie Parker

Charlie Parker. Fotografía de Burt Goldblat.

Origen: Beat the Devil

 

¿Por qué fue Charlie Parker? Primero porque yo acababa de descubrirlo como músico, había ido comprando sus discos, lo escuchaba con un infinito amor pero nunca lo conocí personalmente. Me perseguía la idea de ese cuento y al principio, con la típica deformación profesional, me dije: "Bueno, el personaje tendría que ser un escritor, un escritor es un tipo problemático". Pero no me decidía porque me parecía aburrido, me parecía un poco tópico tomar un escritor.

Pensé en un pintor, pero tampoco me entusiasmaba mucho. Tenía que ser un individuo que respondiera a características muy especiales. Es decir, todo eso que sale de El perseguidor: un individuo que al mismo tiempo tiene una capacidad intuitiva enorme y que es muy ignorante, primario. Es muy difícil crear un personaje que no piensa, un hombre que no piensa, que siente. Que siente y reacciona en su música, en sus amores, en sus vicios, en su desgracia, en todo.

Y en ese momento murió Charlie Parker. Yo leí en un diario una pequeña biografía suya -creo que era de Charles Delonnay- donde se daba una serie de detalles que yo no conocía. Por ejemplo, los períodos de locura que había tenido, cómo había estado internado en Estados Unidos, sus problemas de familia, la muerte de su hija, todo eso. Fue una iluminación. Terminé de leer ese artículo y al otro día o ese mismo día, no me acuerdo, empecé a escribir el cuento. Porque de inmediato sentí que el personaje era él; porque su forma de ser, las anécdotas que yo conocía de él, su música, su inocencia, su ignorancia, toda la complejidad del personaje, era lo que yo había estado buscando.

 

La fascinación de las palabras. Conversaciones con Julio Cortázar. Omar Prego. Muchnik Editores (1985).

 

18 comentarios:

txe dijo...

qué grande julio....

y charlie murió de un ataque de risa, creo, viendo la tele.

saludos

Francisco Machuca dijo...

Hoy te has lucido Lucía.Has tocado de pleno mi corazón.Charlie y Julio;los más grandes que regentan en mi estudio.
Hoy llueve.Hace días que no sale el sol.El vecino de arriba está haciendo obras.Un bebé del vecino de abajo no para de llorar.Pero hoy no importa.Cuando termine de escribirte este comentario me vuelvo a mi rincón para escuchar a Charlie y releer de una asentada El perseguidor.Si te vienes,te invito a una copa y un cigarrillo.
Besos y un fuerte abrazo.

Lucía dijo...

Espera, no empieces sin mí que voy para allá...

Ajenjo dijo...

Dos de los artistas que me acompañan desde mi adolescencia, juntos en el mismo post. Me alegras la mañana.
Acá no llueve, como para disfrutar a Parker en toda su dimensión, que su música tiene algo de gris y de muerte.

gracias por este post excelente.

beso
A

Fernando S. dijo...

nos falta un club...una noche...humo...un gintonic...contigo ya hay buena compañia..besos hermosa.

Isaac González Toribio dijo...

Qué entrañable, Lucía. Supongo que ya lo has hecho, pero relee Rayuela con música de Charly. Hay un momento en que no sabes quién es quién. Si Charly recita con un pitillo en la mano; o Julio hace sonar el saxo. Un texto y una imagen para guardar en el ríncón más lindo del alma. Besos

Salamandra dijo...

Vas a conseguir que apruebe una de mis asignaturas pendientes, que es el jazz.

malvisto dijo...

Charlie es una herida en mi corazón: pero que no me deprime, es como ese dolor que te hace sentir vivo. Personaje completamente enigmático. Y en cuanto a Julio, y aunqe no lo creas, hasta ahora lo estoy descubriendo. Esta es una historia un poco larga: pero estoy en eso. (El último libro fue Un Tal Lucas.)

besos.. . .

Anónimo dijo...

Qué podría yo decirte si en estos días me encuentro releyendo rayuela,pues eso,que cortázar era fantástico y que elegiste bien!!
Goroka.

ALBERTO LÓPEZ dijo...

Siempre llevo un Cronopio conmigo.

Fernando dijo...

Voy a ser políticamente incorrecto: prefiero a Parker que a Cortázar. Quizá por envidia profesional :))
(Como verás, ni me molesto en comentar la elegancia y la placidez de tus entradas)
Un beso.

39escalones dijo...

Me apunto al club... Yo llevo las velas verdes.
Estupenda entrada.
Besos

comopompasdejabon dijo...

Básico como bien dices:

"Me da rabia que Art Boucaya, Tica o Dédée no se den cuenta de que cada vez que Johnny sufre, va a la cárcel, quiere matarse, incendia un colchón o corre desnudo por los pasillos de un hotel, está pagando algo por ellos, está muriéndose por ellos. Sin saberlo, y no como los que pronuncian grandes discursos en el patíbulo o escriben libros para denunciar los males de la humanidad o tocan el piano con el aire de quien está lavando los pecados del mundo. Sin saberlo, pobre saxofonista, con todo lo que esta palabra tiene de ridículo, de poca cosa, de uno más entre tantos pobres saxofonistas."

ANA dijo...

Es muy difícil crear un personaje que no piensa, un hombre que no piensa, que siente. Que siente y reacciona en su música, en sus amores, en sus vicios, en su desgracia, en todo.
No parece dificil, abundan este tipo de personajes incapaces de pensar, solo sentir, puro instinto animal, llevado al límite, al arte.
Genios sueltos derribando muros de vulgaridad.
El sentía profundamente, eso se notaba en su música.
Un abrazo Lucía,
ana.

Elena dijo...

Reconozco que no he leído a Cortázar. Y sé que es algo que tengo que subsanar lo más pronto posible. Pero hay tantos grandes autores que me esperan en las estanterías de mi mini-biblioteca particular...

Un abrazo

Shangri-la dijo...

Hola. Te invitamos a visitar nuestra publicación. Un saludo.

samuel_ dijo...

qué grandes, Cortázar y Parker, el relato "El perseguidor" es magnífico y ha sido un placer descubrir este texto de Cortázar, que no conocía... En la diana, otra vez, Lucía, qué suerte tenemos, que seas tan generosa y tengas tan buen gusto. Un abrazo muy fuerte.

MK dijo...

Gracias por el enlace a esa página de Cortazar...me pongo a leer ahora mismo esa entrevista a Edith Aron "la Maga" ...
Y me gusta ese "Básico". ..básicos Charlie ParKer y Cortázar.